lunes, 26 de diciembre de 2011

¿Vacaciones útiles?

Llegaron las vacaciones y los niños revolotean por la casa, felices de tener el día entero para hacer lo que quieran o no hacer nada. Es el momento para descansar, disfrutar del verano, la playa y los paseos al aire libre. Luego de varios meses de estudio, es necesario tener un tiempo para desconectarse de los deberes escolares y las rutinas de estudio. Ello es imprescindible para renovar energías y prepararse para el siguiente año. Sin embargo, en algunos casos, las vacaciones se convierten en una continuación de las clases escolares. Las vacaciones útiles ofrecen una variedad de cursos y talleres para que los niños ‘aprovechen’ el verano. No es que esté mal que los chicos tengan un par de horas diarias dedicadas a algún deporte o actividad artística que les interese. Al contrario, les permitirá desarrollar talentos y habilidades extracurriculares; pero ello no significa llenarlos de actividades diarias y durante varias horas. Esta modalidad está destinada a mantener a los niños ocupados toda la mañana. Tampoco es recomendable que pasen el verano estudiando las materias que desaprobaron. ¿Se imagina pasar sus vacaciones trabajando? Tal vez la mejor opción es preguntarles qué quieren hacer en estos meses y dejarlos escoger algo que esté dentro de las posibilidades familiares. Después de todo, son sus vacaciones y deben disfrutarlas como prefieran.
PSICOMAIL
Por: Adhara Ampuero Sala
Domingo 25 de Diciembre del 2011

domingo, 18 de diciembre de 2011

Mobbing

Cuando se pregunta a las personas que es lo que consideran más importante para mantenerse en su trabajo, la mayoría pondrá en primer lugar el buen clima laboral. Es decir, un ambiente de trabajo agradable, con colegas cordiales y vínculos satisfactorios con jefes, compañeros y subordinados. Este aspecto se privilegia incluso sobre un buen sueldo, ya que un ambiente laboral hostil en el que se presentan problemas permanentemente, incrementará el estrés del trabajador, afectará su motivación y desempeño. Una situación extrema ocurre con el Mobbing o acoso laboral. Este se caracteriza por la violencia psicológica que ejercen sistemáticamente una o varias personas sobre otra en el lugar de trabajo. Algunas conductas características de esta situación son: agresiones verbales, difusión de rumores o cuestionamientos constantes al profesionalismo del trabajador. Todo ello va minando la estabilidad emocional de la persona y podría desencadenar una serie de enfermedades físicas y psicológicas. ¿Qué hacer? Lo más recomendable será intentar resolver el problema con la persona en cuestión y si no es posible, comunicar lo que sucede a la persona adecuada dentro del trabajo para que intervenga mediando en el problema. Sin embargo, muchas veces las víctimas se mantienen en esa situación sin denunciarla, porque se teme perder el empleo y pasar dificultades económicas. Evalúe cuidadosamente la situación, ya que continuar trabajando en esas circunstancias puede poner en serio riesgo su salud y costarle más caro.




*Publicado el domingo 18 de diciembre de 2011 en el segmento Mi hogar de El Comercio.

domingo, 11 de diciembre de 2011

Respeto a los demás

En medio del tráfico, tratando de desconectarse del ruido de las bocinas y avanzando de 20 en 20 centímetros, uno se pregunta por qué es tan difícil ordenarse de manera que pase un carro a la vez de cada lado del cruce. Parece una salida lógica y simple que los autos de un lado y del otro avancen alternadamente cuando no hay semáforo o policía de tránsito, lo que seguramente ayudaría a disminuir la congestión vehicular; pero ello implica que todas las personas tengan un nivel similar de consideración por los demás y cedan el paso. Lamentablemente, consideración y respeto por las otras personas es lo que generalmente falta en nuestra sociedad. Lo que vemos a diario son pocas manifestaciones de cortesía, desde la impuntualidad y la poca disposición a ceder el paso a la otra persona, hasta situaciones de extrema indolencia, como la ocurrida con la persona atropellada en la Vía Expresa hace unos días. ¿Cómo desarrollar esta cualidad? Como se dice comúnmente, todo comienza por casa. No solamente en lo que se refiere a las reglas de convivencia y cortesía, sino también en cuanto a aprender que la misma consideración que uno tiene hacia sí mismo debe demostrarla hacia los demás. Sin embargo, ello solo se logra cuando las personas comprenden que todos somos iguales y tenemos el mismo derecho a ser respetados y valorados.

Publicada el domingo 11 de diciembre de 2011 en la sección Mi Hogar. http://elcomercio.pe/impresa/notas/respeto-demas/20111211/1346151

domingo, 4 de diciembre de 2011

Mito materno

El caso de Pierina ha horrorizado a todos y provocado reacciones intensas y viscerales. Esta respuesta comprensiblemente indignada responde a la crueldad y violencia de este homicidio, pero además se ve aumentada porque este fue cometido por la persona que debería haberla protegido: la madre. Pero las madres son idealizadas por la sociedad como seres celestiales, que son pura bondad y amor, incapaces de sentir frustración, ira u odio. Sin embargo, estas también pueden tener carencias, traumas y conflictos y pueden llegar a niveles de violencia y perversión similares a cualquier persona seriamente perturbada, como en este caso. Estela Welldon, psiquiatra argentina, señala que hombres y mujeres pueden ser igualmente perversos, pero la diferencia es que los primeros ejercen esta conducta contra un objeto externo y las segundas contra sí mismas o contra sus hijos (como extensión de ellas mismas). Siempre se ha hablado de instinto maternal, pero una no nace madre, se aprende a serlo, básicamente a partir de una buena relación con la propia madre. Welldon señala también que detrás de cualquier conducta antisocial o perversa hay una madre negligente, abandonadora o abusiva. Ello, por supuesto, no disculpa a la madre de Pierina, pero este caso debería ayudar a desmitificar la maternidad para prevenir otros casos similares.

http://elcomercio.pe/impresa/notas/mito-materno/20111204/1343050

domingo, 27 de noviembre de 2011

Soltar y aceptar

Un cuento chino es una película argentina muy recomendable. En ella se encuentra comedia, drama y diversos elementos psicológicos para interpretar. El personaje principal, un hombre solitario, amargado y alejado de todo contacto interpersonal significativo, parece suspendido en el tiempo. Su rígida rutina es alterada por la llegada de un muchacho chino perdido y por una mujer que intenta acercase afectivamente a él, lo que lo obliga a interactuar con ellos a pesar de su reticencia. La muerte de su madre al nacer y luego de su padre cuando era adolescente, lo convencieron de que la vida no tiene sentido y todo acaba mal siempre. Esta idea fija es confirmada una y otra vez a partir de su colección de noticias increíbles en que la tragedia llega de una manera única e improbable. Y esto es lo que sucede muchas veces cuando las personas están atrapadas en una situación de la que no pueden reponerse. Cuando alguna experiencia de vida ha sido tan dolorosa para alguien, la ira, el pesimismo y la desazón tiñen todos los aspectos de la persona y alcanzan a los que están alrededor. Solo cuando uno acepta lo que sucedió y le da un sentido, se permite aprender de la experiencia vivida y seguir adelante. Esto es lo que le muestra el muchacho al personaje principal en la película. Finalmente, las cosas pasan por algo y siempre hay que permitirse otra oportunidad.
*Publicado en la sección Mi Hogar de El Comercio el domingo 27 de noviembre de 2011.
http://elcomercio.pe/impresa/notas/soltar-aceptar/20111127/1339785

miércoles, 23 de noviembre de 2011

No vale la pena

Escuchando a mis amigas a veces, tengo la impresión de que todos los hombres han leído el mismo manual de procedimientos para las relaciones y lo aplican concienzudamente. Por lo menos cuando no están seriamente interesados, hay varias pautas que se repiten una y otra vez. Seguramente las han escuchado o vivido, así que intentaremos una lista. Si encuentra una o más de estas señales es mejor evaluar bien la situación: Aparece solo días de semana (y solo en horarios de oficina) ya sea con una llamada, sms o email y desaparece mágicamente el fin de semana para luego reaparecer el domingo en la tarde. Vuelve luego de varias semanas o meses y dicen que no han dejado de pensar en ti. ¿No se dieron cuenta antes o estaban ocupados? Todas las muestras de cariño son a escondidas y dicen que es más divertido así. Nada que deba ser oculto puede ser bueno. Sale contigo, muestra interés y luego adopta el rol de confundido y alude que no quiere herirte, que solo quiere que sean amigos. Bueno si es así, ¿por qué insisten en verte? Lo que más sorprende es que realmente crean que las mujeres no se den cuenta por dónde van. Así que ya saben chicas, si ellos quieren demostrar que realmente les importamos más vale que expresen interés real y continuo, con claras señales de afecto, y nos referimos a signos del tipo batiseñal que pueden ser vistas por toda la ciudad. Si no, no vale la pena.

domingo, 20 de noviembre de 2011

Juegos de seducción

Una de las tensiones típicas luego de la primera cita es esperar la llamada, mensaje de texto o cualquier otra manifestación de la otra parte. Si bien la costumbre dicta que el chico tome la iniciativa, ahora también las chicas se animan a hacer la llamada crucial del día siguiente, si están suficientemente interesadas en el galán. Sin embargo, como comentaba una amiga, no es tan simple decidir qué hacer. Es un delicado juego de interés-desinterés el que se plantea. Si una de las partes demuestra mucho entusiasmo, la otra puede retroceder, ya sea por sentirse intimidada o por pensar que ya no es necesario hacer ningún esfuerzo. Por otro lado, si lo que se muestra es demasiada indiferencia, la otra persona podría tomar esto como una señal de que no tiene ninguna posibilidad para llegar a algo más. Entonces, lo que la mayoría de las personas termina haciendo es mostrar cierto interés mezclado con cierta indiferencia, que responde al medido entusiasmo y desinterés del otro lado. Un juego que se da en paralelo, con aproximaciones sucesivas hasta que se logra un equilibrio. Agotador, ¿no les parece? Sin embargo, es un proceso que también tiene cierto encanto y los suficientes componentes de seducción que hacen emocionantes las primeras citas, aunque también las carga de ansiedad. Los ingredientes para preparar mariposas en el estómago.

http://elcomercio.pe/impresa/notas/juegos-seduccion/20111120/1336214

domingo, 13 de noviembre de 2011

Adaptarse

Hace unos días, en el consultorio, un niño tomó un pomo de plastilina y empezó a moldear diferentes personajes. Luego de unos momentos volteó y me dijo que le encantaba esa masa porque nunca se ponía dura, a diferencia de las otras, que se endurecían al dejarlas expuestas durante un tiempo al ambiente, a tal punto que se quebraban en pedazos. Algo parecido sucede con las personas. Esa capacidad para adaptarse y luego regresar a su estado original puede encontrarse también en algunos individuos. Otros, por el contrario, son como la plastilina común, se adaptan, pero pueden endurecerse si se exponen a ciertas circunstancias desfavorables. Esa dureza los protege aparentemente, ya que será difícil alterar su forma de ser, pero cualquier dificultad que supere sus fuerzas podría quebrarlos en pedazos. En cambio, cuando las personas logran adecuarse al contexto y seguir manteniendo su estado natural, como la plastilina blanda, están mejor preparadas para soportar los problemas y obstáculos, así como los diferentes cambios del entorno. La flexibilidad en las ideas, en el modo de comportarse y de relacionarse permite a las personas desenvolverse con espontaneidad y ser creativas. La rigidez puede proteger como una armadura, pero tiene la desventaja de restringir el movimiento y no permitirá el crecimiento como persona.

http://elcomercio.pe/impresa/notas/adaptarse/20111113/1332633

martes, 8 de noviembre de 2011

"Odio las tareas"

Cada vez es más larga la jornada escolar y se exige a los niños aprender conceptos básicos a edades más tempranas. Luego de las 7 u 8 horas de clases diarias, los alumnos se ven obligados a realizar un sinnúmero de tareas en casa que terminan siendo hechas, en muchos casos, por los padres. Esta situación trae como consecuencia una lucha diaria en el que niños y padres pierden la paciencia y terminan peleando. Por ello, no es raro escuchar a las madres, tanto o más que a los hijos, que odian las tareas escolares. Un profesor particular puede aliviar parcialmente este suplicio, evitando que la relación entre padres e hijos se deteriore, pero el verdadero origen del problema está en los programas educativos de muchos colegios.
*Enfoque de Zona Familiar, El Comercio 08/11/11

lunes, 7 de noviembre de 2011

Síndrome de Agotamiento Laboral

A estas alturas del año todos están pensando en las fiestas y vacaciones de diciembre. Sean varias semanas o sólo unos días, el descanso sirve para recargar energías y renovar la motivación en el trabajo. Sin embargo, si después de varios días fuera de la oficina regresa al trabajo igual de cansado, sin ganas de cumplir sus funciones, con cierta sensación de ineficacia y poca tolerancia para relacionarse con las personas de su equipo laboral; podría estar padeciendo de síndrome de Burnout o agotamiento profesional. Esta condición afecta particularmente a profesionales que trabajan con otras personas como médicos, docentes, personal de atención al público, entre otros. El burnout se considera un trastorno adaptativo crónico, una sobre adaptación relacionada a las demandas psicológicas de algunos trabajos. Se presentan sentimientos de despersonalización, enfermedades psicosomáticas y sensación de baja realización personal entre los síntomas. ¿Qué hacer si se encuentra en esta situación? Una de las claves es mejorar la comunicación en el trabajo, tanto con los superiores como con los subalternos. Exprese lo que siente. Además procure identificar y analizar los eventos desencadenantes del burnout, conocer los efectos estresores de su práctica profesional, desarrollar habilidades de manejo de la tensión y afrontamiento de los problemas; así como buscar un espacio de supervisión o soporte emocional. No dé la espalda a los problemas del trabajo, las cosas no se solucionan solas, hay que actuar y buscar los cambios que ayuden a seguir disfrutando de su carrera.
*Publicado en el segmento Mi Hogar de El Comercio el domingo 06 de noviembre de 2011.

jueves, 3 de noviembre de 2011

Ansiedad frente al examen de ingreso

El papel de los padres
Toda evaluación incrementará el nivel de ansiedad de una persona, más aún cuando su resultado puede definir su futuro profesional, como ocurre en los exámenes de admisión. Si bien pueden rendirse varios exámenes de admisión, los jóvenes pueden experimentar mucha presión frente a sí mismos, la familia y los amigos. Por ello, los padres deben acompañar el proceso de preparación del adolescente sin presionarlo. Bríndele confianza en sus habilidades sin exigirle expectativas demasiado altas. Señálele que si no logra un buen resultado, la siguiente vez lo hará mejor y evite sacarle en cara todo el dinero que está gastando, ya que ello podría significar un componente estresante extra.

ADHARA AMPUERO. Psicóloga

lunes, 31 de octubre de 2011

Grupo de amigos

¿Alguna vez ha sentido que no encaja en el grupo que frecuenta? Esto puede ser algo común, en algunos momentos de la vida. Generalmente pertenecemos a diferentes grupos de referencia y cada uno de ellos comparte algunas características o afinidades con nosotros. Difícilmente vamos a encontrar personas que sean idénticas a nosotros en todos los sentidos, y si fuera el caso, seguramente nos aburriríamos, ya que un grupo diverso permite intercambiar ideas, aprender unos de otros y darnos una visión diferente de las cosas; pero es importante que los miembros del grupo compartan los principales intereses y las metas para que este permanezca unido. Ahora, cuando nos sentimos desubicados con personas cercanas, con las que hemos compartido vivencias, puede deberse a algún cambio en la dinámica de grupo o en uno mismo. Tal vez nuestras necesidades han cambiado o ya no tenemos los mismos intereses. O tal vez el grupo ha cambiado, por el ingreso de un miembro nuevo o porque las metas del grupo cambiaron. Hay que aceptar los cambios cuando estos se den. Algunos amigos permanecerán siempre allí y otros tendrán una etapa y será importante apreciar el tiempo que pasaron juntos, ya que nos aportaron aprendizajes y vivencias valiosas. Por ello, si no se siente cómodo con las personas que frecuenta, tal vez es hora de buscar otro grupo en el que se sienta parte importante, reconocido, valorado y con el que comparta intereses.
*Publicado en el segmento Mi Hogar de El Comercio el domingo 30 de octubre de 2011.

domingo, 16 de octubre de 2011

Salud mental

Esta semana se celebró el día mundial de la salud mental con el lema: “invirtamos en la salud mental”. Y es que muchas veces nos ocupamos del bienestar físico y dejamos de lado el bienestar mental. En el Perú además, es casi un lujo poder incluir en el presupuesto familiar la inversión en salud mental. Paradójicamente si no nos sentimos bien psicológicamente, se afectan otras áreas de nuestra vida: el trabajo, las relaciones familiares, las de pareja, nuestra satisfacción personal, y hasta nuestro cuerpo, si tomamos en cuenta que muchas enfermedades físicas tienen orígenes psicológicos. Pero, ¿qué es salud mental? La definición de ésta dependerá del contexto socio cultural y el momento histórico en el que se vive. Lo que se considera hoy saludable en términos psicológicos, difiere mucho de lo que se pensaba en otros momentos de la historia y en otras culturas. Es difícil establecer un criterio delimitador claro entre salud y enfermedad. Los especialistas señalan que es mejor entender la salud mental como un continuo y no solamente como la ausencia de enfermedad. Sin embargo, hay ciertas pautas que podemos tomar como referencia: equilibrio emocional, adaptación a las convenciones sociales y al entorno, satisfacción personal. Una definición sencilla que puede brindarnos una guía inicial es la de Freud: la capacidad de reír, amar y trabajar. Es decir, una persona que logra disfrutar de las experiencias cotidianas, entablar vínculos profundos y producir laboralmente, es una persona saludable en términos psicológicos.

miércoles, 12 de octubre de 2011

NEGOCIACIÓN CONSTANTE

Cuando se trata de negociar en pareja se deben tomar ciertas cosas en cuenta. En primer lugar es imprescindible tener la motivación y las ganas de hacerlo. Si una de las partes pretende ganar todas las discusiones y conseguir todos sus objetivos, no estamos frente a una negociación, sino frente a una imposición.
Hay que estar dispuestos a ceder en ciertos aspectos y buscar un resultado beneficioso para ambos lados. Cada uno debe exponer su punto de vista con serenidad y claridad, mientras el otro escucha y respeta su opinión. Póngase en el lugar de su pareja antes de criticar.
La convivencia en pareja exigirá una continua negociación en temas sencillos y complejos. Por ello, tome las cosas con calma y resuelva un tema a la vez.
*Publicado en Zona Familiar de El Comercio el miércoles 12 de octubre de 2011.

domingo, 9 de octubre de 2011

Agresión y violencia

PSICOMAIL
Por: Adhara Ampuero Sala
Domingo 9 de Octubre del 2011

Todos los días somos testigos de hechos violentos que nos sorprenden y horrorizan. La agresión y la violencia son parte de los seres humanos, aparecen en todas las culturas y es la sociedad la encargada de normar las conductas violentas para salvaguardar a los individuos.
Pero, ¿es lo mismo agresión y violencia? Los impulsos agresivos están presentes desde que nacemos, se expresan a través del llanto del bebe, y más adelante, en el acto de morder, pegar, entre otras conductas. Poco a poco, mediante la educación, los niños aprenden a modular estos impulsos y expresarlos de una manera adecuada y constructiva. Un monto de agresividad es necesario para la acción, nos brinda el empuje para lograr lo que queremos, expresa vitalidad, energía y permite la sobrevivencia (si un bebe no llora, no recibe alimento cuando lo necesita).
Sin embargo, cuando el nivel de agresividad es muy alto para ser manejado, o no se tiene un adecuado control de impulsos, esta energía puede desbordarse y convertirse en actos destructivos que dañan a otros o a uno mismo. Esto es lo que llamamos violencia.
¿Qué hacer para evitarlo? Poner en palabras las emociones, cuando no podemos expresar verbalmente nuestra molestia o cólera, pasamos a la acción y esta no siempre es constructiva. Hay que expresarla a través actividades que nos beneficien a todos.

domingo, 2 de octubre de 2011

Adicción a la comida


María piensa todo el día en comer, no se salta ninguna comida y a menudo tiene un bocadillo en la mano. Generalmente come de más y sin hambre, más bien lo hace cuando se siente aburrida, triste, molesta o frustrada. Sin embargo, luego de hacerlo siente culpa y arrepentimiento. Estas características parecen encajar con una conducta adictiva, ¿pero se puede ser adicta a la comida? Una adicción se define como la dependencia a una sustancia o situación de modo excesivo, la que resulta perjudicial para la salud física o mental. Ahora, la adicción a la comida generalmente pasa desapercibida porque no solo es legal comer, sino que es necesario para vivir.
Añadido a ello, desde la infancia se aprende a asociar la comida con bienestar. Durante la lactancia el alimento va relacionado con la seguridad y el cariño, luego los dulces son la recompensa ante una dificultad. Por si fuera poco, la comida en el Perú es el pasatiempo preferido, expresión cultural de afecto y orgullo nacional, lo que hace más difícil el problema a personas como María. Sin embargo, hay solución. Lo primero es aceptar que se tiene un problema y reconocer que se necesita ayuda. Es importante además tomar la decisión de hacer algo al respecto y analizar qué está detrás de esa relación adictiva con la comida. Así que la próxima vez que coma sin hambre, pregúntese por qué lo hace y qué busca satisfacer.
*Publicado en el suplemento Mi Hogar de El Comercio el domingo 2 de octubre de 2011.

lunes, 26 de septiembre de 2011

Equilibrando trabajo y crianza

PUNTO DE VISTA
Por: Adhara Ampuero Sala Psicóloga clínica
Lunes 26 de Setiembre del 2011

En la actualidad la mayoría de mujeres debe trabajar fuera de casa, además de criar a sus hijos. Ello significa pasar varias horas fuera y confiar en otra persona el cuidado de los niños.
No es nada fácil equilibrar el rol de madre y el de profesional, pero puede hacerse. Para ello es preciso estar pendientes de lo que ocurre con los niños en todos los aspectos. Llame a sus hijos desde el trabajo continuamente para saber cómo están, es importante “estar presente” aunque no esté en casa. Aproveche los momentos que pueda compartir con ellos para estrechar vínculos.
Recuerde que es más importante la calidad que la cantidad de tiempo que pasa con ellos.
http://elcomercio.pe/impresa/pdf/1317013200/ECME260911a15/

domingo, 18 de septiembre de 2011

Me quiero, no me quiero

Uno de los conceptos más populares y extendidos en psicología es el tema de la autoestima. Es común ver ofertas de talleres para mejorarla y se escucha recurrentemente en el consultorio: “quiero aumentar mi autoestima”. Si bien no todo se reduce a ello, es cierto que un sentimiento de valía personal adecuado es clave para alcanzar un equilibrio emocional óptimo, ya que la autoestima está significativamente asociada a la satisfacción personal y al funcionamiento efectivo. Si una persona se siente valiosa, capaz, significativa y con éxito; tendrá más posibilidades de resolver los problemas que se le presenten y lograr las metas que se propone. Ahora ¿Por qué algunas personas logran valorarse a sí mismas, mientras otras parecen necesitar que otros les ratifiquen una y otra vez que son valiosas? La autoestima se va formando desde los primeros años de vida a partir de las actitudes y trato de la familia y otros significativos. A partir de ello, el niño o niña empieza a hacerse ideas sobre sí mismo que irá contrastando a lo largo de su vida. Si nos sentimos apreciados, queridos y respetados, aprendemos a apreciarnos, querernos y respetarnos. Este es un proceso complejo, largo y constante. Las etiquetas, los insultos y los fracasos, aunque se den solo en ocasiones, pueden hacer que se interiorice un sentimiento desaprobatorio hacia uno mismo y ello puede llevar a la persona a buscar aprobación constantemente en los demás.
*Publicado el domingo 18 de setiembre en el segmento Mi Hogar de El Comercio

domingo, 11 de septiembre de 2011

Juntos, pero no revueltos

A propósito de la columna anterior sobre el matrimonio, algunas personas pidieron que se tocara el tema de una nueva modalidad de pareja que parece estar ganando adeptos en otros países: vivir juntos pero separados (Living Apart Together, en inglés). Ello significa tener una relación estable en la que hay compromiso, afecto, respeto, se comparten las vivencias y dificultades, pero cada uno vive en su casa. ¿Es eso viable? Tal vez para algunos sea la solución ideal, ya que la relación no se desgasta por problemas cotidianos y dificultades de la convivencia. Esta modalidad parece ser más popular entre las parejas que han estado casadas y se acostumbraron a vivir independientemente o las que ya tienen hijos y prefieren no cambiar la dinámica familiar establecida luego de la separación. Pero ¿qué se pierde cuando no hay convivencia? Algunas personas pueden señalar que el compromiso no será el mismo si cada uno vive en su casa. Ello puede ser cierto en algunos casos, pero no en todos. Igualmente puede haber mayor compromiso entre los casados en relación a los convivientes, pero también podría darse el caso contrario. Probablemente no hay una opción única que sea válida para todos los casos. Lo que sí es crucial para el éxito de una relación es el grado de compromiso que se establece como pareja y ello no depende necesariamente de ubicación o papeles firmados.
(*)Adhara Ampuero es psicóloga clínica con maestría en psicoanalisis.
http://elcomercio.pe/impresa/notas/juntos-no-revueltos_2/20110911/1289115

domingo, 4 de septiembre de 2011

Matrimonio y algo más


Existe una clara diferencia entre hombres y mujeres cuando se trata de pensar en matrimonio. Mientras las mujeres sueñan con casarse, algunas incluso desde la primera cita; los hombres huyen del matrimonio como si fuera la peor de las tragedias. Ello no se da en todos los casos por supuesto, pero es una constante en las dificultades que se expresan en la terapia. Las mujeres sienten que si no se casan están dejando de cumplir con un objetivo de vida y pueden presionar a sus parejas para formalizar una relación. Los hombres, por su lado se resisten muchas veces a un compromiso serio, a pesar que lo desean, y pueden sentirse atrapados cuando se comprometen. Lo curioso es que analizando algunos estudios psicológicos, encontramos que las solteras se deprimen menos que los solteros, y las viudas mucho menos que los viudos. ¿Cómo se explica esto? Una posible explicación es que el matrimonio implica para las mujeres cambiar completamente su modo de vida. Al casarse, las mujeres se dedican a las tareas domésticas y a la crianza de los hijos además de su trabajo; y muchas de ellas, se ven atrapadas en una relación de subordinación frente a sus esposos. Los hombres, por su lado, siguen trabajando como lo hacían antes de casarse y delegan en las mujeres todas las labores domésticas, que antes realizaban sus madres. Viéndolo así, las mujeres son las que deberían huir del matrimonio.


lunes, 29 de agosto de 2011

Adecúe el estilo

PUNTO DE VISTA
Por: Adhara Ampuero Sala Psicóloga clínica
Lunes 29 de Agosto del 2011

Si bien el estilo de crianza democrático es el más adecuado para el desarrollo del niño, es importante tomar en cuenta la personalidad y las necesidades particulares de cada hijo para ponerlo en práctica.
Un estudio psicológico reciente señala que los niños tienen menos probabilidades de experimentar ansiedad y depresión cuando los padres toman en cuenta sus características personales en la educación. Ello significa que dentro del estilo democrático pueden darse matices.
Por ejemplo, algunos niños con dificultad de modular sus emociones pueden necesitar mayor control y estructura de normas; mientras otros, con un elevado control de impulsos, se beneficiarán con una crianza que favorezca más la autonomía.

*Publicado en El Comercio el lunes 29 de agosto de 2011.

domingo, 28 de agosto de 2011

¿Inicio rápido?

Una amiga me cuenta que conoció a un chico por internet que le proponía tener una relación estable pero con un inicio intenso. Cuando le preguntó a qué se refería, este le dijo que ser amigos primero no garantizaba una buena relación, así que le proponía ir a un hotel en la primera cita. Una repregunta lógica a esto sería: ¿un inicio rápido determinará que las cosas funcionen? ¿Cuándo es el momento ideal para llevar la relación a un plano más íntimo? Si bien es cierto que no se puede establecer el momento perfecto para ello, ya que dependerá de ambos miembros de la pareja, construir una relación toma tiempo y es un proceso complejo. Una relación estable requiere conocer a la pareja, valorarla, mantener una buena comunicación con esta, entre otras cosas. Ello no solo implica sexo, sino también lograr intimidad con la otra persona; y ello difícilmente se logra en el primer encuentro. Si alguien pone como requisito un inicio rápido o alguna otra situación similar, aduciendo que ello es lo mejor para formar una relación estable, está mostrando que no es capaz de esperar que la otra persona esté lista. En ese caso, se debe decidir si eso es lo que uno quiere y vale la pena embarcarse en esa relación. Después de todo, se puede empezar rápido o lento, y formar diferentes tipos de vínculos; lo importante es sentirse cómodo con la situación y sobre todo, que ambos estén de acuerdo con ella.
*Publicado en el segmento Mi Hogar de El Comercio el domingo 28 de agosto de 2011.

domingo, 21 de agosto de 2011

Grupo de amigas

Cuando una pareja se casa o decide convivir, la rutina de ambos sufre irremediablemente una adaptación. Se modifican hábitos, se dejan algunas actividades individuales y se privilegian otras para compartir en pareja. Empiezan a frecuentar amistades que tienen cosas en común con ellos: otras parejas vecinas o del trabajo, que tienen hijos de la misma edad o que estudian juntos. Sin embargo, algunas diferencias de género aparecen. Mientras las mujeres tienden a dedicarse casi exclusivamente a su relación, muchas veces dejando de lado a las amigas que frecuentaban cuando eran solteras, los hombres mantienen los vínculos con sus amigos. Ellos continúan juntándose para jugar fulbito, salir a tomar, jugar póker, o ahora, playstation. Algunas mujeres reclaman que sus esposos mantengan esos espacios a pesar de estar casados. Sin embargo, lo más saludable es que ambos dediquen tiempo a sus amigos y tengan espacios propios para realizar las actividades que les gustan. Por ello es importante que las mujeres se preocupen de mantener o recuperar su grupo de amigas. En este, ellas no solo se ponen al día y comparten un momento de distracción. Muchas veces estos grupos se convierten en un espacio terapéutico que brinda soporte emocional, en el que todas se escuchan y aconsejan para analizar sus problemas, tomar decisiones difíciles o simplemente sentirse acompañas.

*Publicado en el segmento Mi Hogar de El Comercio el domingo 21 de agosto de 2011.

miércoles, 10 de agosto de 2011

Madres perfectas

PUNTO DE VISTA
Por: Adhara Ampuero Sala
Psicóloga clínica
Miércoles 10 de Agosto del 2011

Cuando pensamos en la madre ideal, generalmente recurrimos a la imagen tradicional que nos trasmiten los medios de comunicación: la madre sacrificada, que da todo por sus hijos y que posterga sus deseos o aspiraciones.
A pesar del cambio del rol femenino y la posibilidad de realizarse en otros ámbitos de su vida, este estereotipo permanece en la mente de las mujeres y puede crearles sentimientos de culpa si se dedican a otras actividades que se relacionan con su crecimiento personal.
Equilibrar los diferentes aspectos de su vida con el rol materno no es fácil. Tome aire y recuerde que hace el mejor esfuerzo. No olvide que las madres perfectas solo existen en los comerciales.

domingo, 7 de agosto de 2011

INÉDITAS

En la actualidad el éxito se mide básicamente por la presencia en los medios de comunicación, ser famoso, ser visto por otros, ser reconocido como una imagen pública. No resulta extraño entonces que algunos grupos de adolescentes que participan activamente de fiestas y reuniones exclusivas que aparecen en las páginas sociales de las revistas, llamen a las chicas que no acceden a este mundo, “las inéditas”. ¿Qué significa ser una “inédita”? Ser desconocida, no acceder a ningún sitio de moda, no salir en las fotos sociales de las revistas. Si no estás “publicada” no eres nada, parece ser la consigna. Es paradójico que se le da tanta importancia a la imagen exterior en un momento de la vida en que se está consolidando lo interior: la identidad, quién eres y qué quieres de tu vida. Sin embargo, durante la juventud se vuelve crucial la imagen que se muestra a los demás, ya que los adolescentes se caracterizan por sentir que todos están atentos a lo que hagan o dejen de hacer. Además el grupo de amigos se convierte en un referente que dicta lo que se debe y no se debe hacer para pertenecer a él. Establece límites claros entre los miembros y los que no lo son. Esto les da estatus y los diferencia de los demás; y nadie quiere estar fuera del flash.

*Publicada en la sección Mi Hogar de El Comercio el domingo 7 de agosto de 2011.

jueves, 28 de julio de 2011

Etapa de búsqueda

La juventud se caracteriza por su ansia de búsqueda, experimentación y sensación de vulnerabilidad. Los jóvenes piensan que nada les va a ocurrir y ello los lleva, muchas veces, a correr riesgos sin tomar en cuenta las consecuencias de sus actos. Unido a ello, la búsqueda de identidad personal, tarea principal de la adolescencia, puede llevarlos a experimentar, de acuerdo a Erikson, diferentes identidades “negativas” antes de lograr consolidar una identidad estable. Estas identidades “negativas” o difusas que se expresan generalmente como una abierta rebeldía y oposición hacia los padres, tienen como objetivo diferenciarse de estos y de los demás, encontrarse a ellos mismos y alcanzar su singularidad como personas. Ello lo observamos por ejemplo, en los miembros de las pandillas que buscan en la identidad grupal su particularidad, ya sea esta positiva o negativa. El grupo les brinda la cohesión y estabilidad necesarias mientras cada miembro está en proceso de encontrar y consolidar sus características propias. Sin embargo, esta pseudoidentidad previa puede llevarlos a involucrarse en problemas de drogas o incluso delitos por el afán de sobresalir de alguna manera. Cuando los jóvenes logran consolidar una identidad real y propia, unificando las diferentes identificaciones previas infantiles y definiendo qué quieren ser y cuál es el sentido de su vida, las identidades “negativas” se dejan de lado. El papel de los padres en este proceso es acompañar a sus hijos en esta fase de búsqueda y experimentación de diferentes roles, guiándolo y aconsejándolo pero sin limitar su autonomía, ya que cualquier censura o presión podría traer más rebeldía.
Un extracto de este texto aparece en el Punto de Vista del segmento Zona Familiar del lunes 25 de julio de 2011.
http://elcomercio.pe/impresa/notas/ayude-su-hijo-decir-no-drogas/20110725/944986


miércoles, 27 de julio de 2011

Flacas y gordas

¿Cómo es posible que en un grupo de mujeres de diferentes tallas, pesos y formas de cuerpo, todas digan que están gordas? Cada una sentencia que está obesa y se siente realmente fastidiada con sus kilos de más aunque algunas parecen tener kilos de menos. Por supuesto las más “llenitas” miran pasmadas a las otras. ¿Se puede estar gorda y ser talla 28?, ¿Cuándo podemos afirmar que una persona está gorda? Evidentemente hay ciertos criterios médicos que alertan cuando el peso está por encima del promedio. El IMC es un intento de establecer parámetros para ello. El problema es que para algunas mujeres la gordura puede convertirse en un estado mental. Se sienten gordas aunque para la mayoría no lo estén. Pareciera que en el peso se canalizan todas las preocupaciones y frustraciones. A veces es más sencillo decir: “Estoy gorda” a decir: “No me estoy sintiendo contenta conmigo misma en este momento”, o “hay algo que me molesta y que quiero cambiar”. Esto es resultado de nuestra obsesión con la imagen corporal por la permanente presión social relacionada al peso y las medidas. “El mundo se divide en flacos y gordos” decía una amiga, y esto lamentablemente es real para muchas personas. Si es tu caso, es hora de empezar a ver otros matices, porque si no tu mundo puede volverse un infierno.

*Publicado en la sección Mi Hogar de El Comercio el domingo 24 de julio de 2011.

lunes, 18 de julio de 2011

Autoestima y dislexia

PUNTO DE VISTA
Que no afecte
su autoestima
Por: Adhara Ampuero Sala Psicóloga clínica
Lunes 18 de Julio del 2011

Un estudio español que evaluó a grupos de niños con dislexia determinó que cerca del 80% de estos presentaba desajustes emocionales antes del diagnóstico. Esto debido a no saber que lo que les ocurría se debía a un trastorno, los llevaba a pensar que eran tontos, incapaces de aprender e inferiores a los demás.
Una vez diagnosticados, los niños pueden encontrar una causa específica de sus problemas de lecto-escritura y ello les permite luchar contra sus dificultades y esforzarse con mayor motivación aunque sea un camino duro y largo. La autoestima debe reforzarse continuamente a través del apoyo familiar y escolar. No los presione y entienda su ritmo de trabajo.

domingo, 17 de julio de 2011

Mamá en red

Las redes sociales no solo brindan la posibilidad de ponerte en contacto con personas que no veías hace años sino también con personas tan cercanas a ti como tus padres o hermanos. Esto puede ser beneficioso ya que pueden compartir fotos, enviar mensajes instantáneos para coordinaciones de último minuto o comentar noticias; pero también puede traer algunas dificultades. Por ejemplo, ¿has pensado cuáles son las ventajas y desventajas de tener a tu mamá conectada permanentemente en tu facebook? Si tu mamá es de las que no se llevan bien con las computadoras, lo más probable es que solo sea una silueta femenina en fondo celeste que únicamente aparece en tus contactos cuando la etiquetan en alguna foto familiar o nota; pero si tu mamá es una cibernauta aplicada, ya te pasó en contactos y tienen como 100 amigos en común, podrás interactuar permanentemente con ella y compartir información, contenidos, fotos y comentar cada nueva actualización y chisme de conocidos. Todo bien hasta allí y hasta favorable a la relación. No obstante, también hay algunas desventajas al tener una “mamá facebookera”. Por ejemplo, puede llamarte al celular a cualquier hora preocupada por tu actualización de estado: “¿Te sientes bien”?, “¿Qué está pasando?”, o por los comentarios en tu muro: “¿Quién es ese que te comenta tanto?” o “¿Por qué publicas eso?” Ring…

Publicado en el segmento Mi Hogar de El Comercio el domingo 17 de julio de 2011.http://elcomercio.pe/impresa/notas/mama-red/20110717/879666

lunes, 11 de julio de 2011

La ilusión de las películas de desastres

¿Por qué nos gustan tanto las películas de desastres? Slavov Zizek señala que este tipo de historias nos permiten unirnos como seres humanos frente a un enemigo común o fatalidad. Nuestras diferencias y disputas culturales se diluyen y se resalta nuestra naturaleza humana, todos somos hermanos, colaboramos entre nosotros para vencer a lo que nos amenaza como especie. Lo que nos atrae de estas películas es que solo en esas circunstancias es posible cumplir nuestro deseo de comunalidad, de ser todos iguales y luchar por lo mismo.
Estas películas tienen un patrón similar en general: una amenaza latente que debe ser combatida para asegurar la supervivencia humana. Ahora, habría que diferenciar las películas en las que el enemigo es otra especie como alienígenas en donde la agresión y las diferencias se proyectan en los otros, los extraños, los invasores. Esto permite diluir los odios que se dan entre diferentes grupos humanos (por ideologías, creencias, razas, etc.). Así, las diferencias entre las personas se acortan porque hay un “otro” más lejano a nosotros. Las discrepancias se trasladan hacia ese “otro” con mayores diferencias frente a nosotros como humanos.
En otras películas, de desastres naturales, el enemigo, si se puede llamar así, es la naturaleza. Tenemos que combatir también para preservar nuestra existencia pero aquí la cuestión es más compleja, no podemos destruirla porque dependemos de ella, más bien debemos soportar la inclemencia de su fuerza destructiva y tratar de minimizar los daños, al mismo tiempo que la salvamos y nos salvamos como especie. Lo paradójico es que en la mayoría de casos, los responsables de los cambios que traen desastres somos los humanos. Entonces, a diferencia de un enemigo externo que viene a destruirnos, como los extraterrestres, aquí los causantes somos nosotros mismos. Esto complica la situación y la vuelve ambivalente: somos los buenos y los malos, somos los causantes del daño a la naturaleza y también los posibles salvadores.
De acuerdo a Klein, nuestro aparato psíquico se funda en dos posiciones: la esquizoparanoide y la depresiva. En la posición esquizoparanoide tendemos a dividir nuestro sí mismo y el mundo entre bueno y malo. Así proyectamos fuera de nosotros lo malo y nos quedamos solo con los bueno, pero si lo malo está fuera de nosotros resulta peligroso y nos amenaza, de allí el componente paranoide. En la posición depresiva en cambio, logramos integrar las partes en un todo, comprendemos que lo malo y lo bueno son parte de nosotros mismos, conviven dentro y fuera de nosotros. Ello nos lleva a la ambivalencia y a buscar reparar el posible daño que hicimos expulsando lo malo fuera, proyectándolo en otros. Esta integración es necesaria para el desarrollo mental, para relacionarnos con otros adecuadamente.
Si analizamos las dos clases de películas descritas antes, pareciera que en el primer caso, en las películas de invasión alienígena, está funcionando un mecanismo de escisión y proyección; en el segundo, en cambio, frente a las catástrofes naturales, tenemos que aceptar que somos la causa y la posible solución, lo bueno y lo malo. Se asemeja más al funcionamiento de la posición depresiva, lo que prima es la ambivalencia y la búsqueda de reparación. Y es hacia eso que van dirigidas las películas. El mensaje es que nos queda poco tiempo para reparar el daño a la naturaleza, debemos aceptar la culpa por los daños ocasionados y hacer algo para remediarlos. El argumento generalmente es el mismo, una voz solitaria fuera del “establishment” político que alerta sobre la inminente catástrofe y por supuesto no es escuchado a tiempo. Este héroe debe vencer diversos obstáculos para ser escuchado hasta que algún representante del poder es capaz de realizar un análisis crítico (aceptar la responsabilidad de lo que ocurre, integrar lo bueno y lo malo que se ha hecho) y darle la oportunidad de demostrar su teoría y su propuesta para salvar a la humanidad y al planeta. En estas películas, una vez que la élite política comprende que estamos en peligro y pone en marcha las acciones necesarias para salvarnos a todos, la humanidad se une dejando de lado diferencias y trabajamos juntos por el bien común. Aparece entonces la ilusión de unidad y comunión con la naturaleza, la posibilidad de integración y reparación como especie. Necesitamos creer en ello, nos da esperanza en que el futuro es prometedor y que hay posibilidad de un desarrollo ulterior.

lunes, 4 de julio de 2011

Desarrollo moral en la adolescencia

Al llegar a la adolescencia se espera que chicos y chicas hayan incorporado las normas y estándares generales trasmitidos principalmente por su familia y escuela. Dichas normas guiarán su conducta en cualquier situación y se ajustarán a las convenciones sociales y la ley. El desarrollo moral va a la par del desarrollo cognitivo. Los adolescentes en esta etapa pueden alcanzar un razonamiento más complejo y acceder a un pensamiento abstracto, lo que les permite inferir individualmente qué es lo correcto o incorrecto en una determinada situación, más allá de la presión externa. Para alcanzar un desarrollo elevado es imprescindible lograr una moral autónoma (que no necesita del control externo) y guiarse por principios universales, más que por el temor a una reprensión.

domingo, 26 de junio de 2011

Quiero otra cosa

PSICOMAIL
Una paciente señaló en su última sesión: “siempre se quiere lo que no se puede”, “parece que nadie está contento con lo que tiene”. Estas frases se escuchan constantemente en el consultorio y fuera de él. A menudo se desea lo que tiene el otro y se tiende a valorar lo que se tenía luego de perderlo. Hay varios factores inmersos en esta situación. Por una parte, las personas idealizan lo que no tienen. Cuando alguien está sumido en una relación o situación particular puede centrarse en los detalles negativos, las cosas que disgustan o lo que falta y no se puede tener, dejando de lado todo lo demás. Muchas veces lo positivo se subvalora y solo es apreciado cuando ya no se puede tener. Además, generalmente se busca el reto, la conquista de lo que no está al alcance de las manos. Otras veces se podría estar buscando inconscientemente una situación de fracaso, que reproduzca una experiencia previa fallida; y si el nuevo resultado es similar al anterior, ello “constatará” que no pueden lograr lo que buscan. Por ello es imprescindible analizar los objetivos trazados y evaluar si corresponden a posibilidades reales y adecuadas que traerán bienestar. Es importante plantearse metas altas y luchar por ellas, pero hay que recordar también que si estas son inalcanzables, solo traerán decepción.


Por: Adhara Ampuero Sala

Domingo 26 de Junio del 2011
http://elcomercio.pe/impresa/notas/quiero-otra-cosa/20110626/816331


domingo, 19 de junio de 2011

Conectarse con otros

“Desconéctese para conectarse” es el slogan de un comercial extranjero para que las personas disminuyan el uso de internet móvil y se acerquen más a sus seres queridos. Y es que resulta paradójico que mientras más conectados estamos a internet (redes sociales, mensajería instantánea, videos, etc.), menos conexión mantenemos con las personas que están junto a nosotros. Cómo muestra el comercial gráficamente, es como si todos desaparecieran a nuestro alrededor, ya que sólo estamos enfocados en una pantalla y en lo que ocurre en ella. Entonces consideramos importante preguntarnos ¿Cómo afectan las relaciones interpersonales el uso constante de internet? No hay duda de que las herramientas electrónicas actuales traen enormes ventajas para informarse, comunicarse y compartir contenidos. Sin embargo, el tipo de interacción que se da en ese espacio es diferente, no olvidemos que está mediada por la distancia y una pantalla. Esta interacción está desprovista de la comunicación no verbal, no hay contacto visual, ni tacto, por ejemplo. Ello puede brindar cierta protección emocional para los que temen acercarse más a otros pero puede convertirse en una barrera para las personas que buscan una relación más cercana y profunda. Por ello, más allá de catalogar estos nuevos vínculos como mejores o peores, es importante no reemplazarlos por los vínculos en la vida real. Hay que desconectarse un poco para conectarse más.

*Publicado en Mi Hogar de El Comercio el 19 de junio de 2011.

domingo, 12 de junio de 2011

Reyes y princesas

Definitivamente los cuentos de hadas forman parte de la cultura occidental y han influido en nosotros de diversas maneras, enseñándonos valores, brindándonos consejos sobre cómo actuar en diferentes situaciones y también modelando nuestros gustos e ideas sobre el amor. Influyen especialmente en las fantasías románticas de las personas, construyendo las expectativas respecto a lo que esperan. Sin embargo, estas fantasías no necesariamente coinciden con lo que sucede en la realidad. El mundo ha cambiado considerablemente, pero los cuentos, en general, siguen siendo los mismos. Al analizar las fantasías amorosas que se desprenden de estas historias, notamos algunas diferencias de género. Si las mujeres esperan sentadas a que el príncipe azul aparezca con un zapatito, los hombres deben luchar con dragones y conquistar a la princesa. Si las chicas sueñan con ser tratadas como princesas, ellos sueñan que son reyes. Si las mujeres creen que solo el indicado las hará felices, ellos sueñan que lo son y están seguros de ello. Si las mujeres buscan a alguien que las proteja, ellos buscan alguien que los atienda. Si las mujeres buscan ser entendidas y escuchadas, los hombres buscan que se les dé la razón y huyen de las que puedan rebatir sus argumentos. De ahí que muchas veces nuestras expectativas amorosas se estrellen contra la realidad y no entendamos por qué no conseguimos lo que buscamos.
PSICOMAIL
Por: Adhara Ampuero Sala
Domingo 12 de Junio del 2011



domingo, 5 de junio de 2011

Lo eliminé de todo

Hace unos días vi una película que se centraba en las dificultades que surgen a la hora de terminar una relación en esta época. Obviamente una separación siempre será complicada pero hoy una persona no solo debe romper con su pareja en la vida real, sino también en la virtual. Es decir, cortar todo vínculo que pudiera mantenerla en contacto con la persona en cuestión. A ello se refería una amiga al comentarme sobre su ex: “Ya lo eliminé de todo”. Léase: lo saqué de mis contactos del celular, Facebook, Twitter, etc. Este parece ser el procedimiento habitual necesario, aunque en el fondo no resuelve el asunto. Definitivamente las personas necesitan tomar distancia cuando rompen un vínculo amoroso, ya que ello puede ayudarles a elaborar el duelo más fácilmente. Sin embargo, no se puede de-sactivar el link de esa persona en nuestra mente como se hace en las redes sociales. En el espacio virtual, toda huella desaparece con un solo clic, lo que nos da la ilusión de que pasará lo mismo en nuestra realidad psíquica. No obstante, a pesar de sacar a la persona de nuestros contactos, el vínculo emocional y los recuerdos permanecen, y no tenemos un botón ‘eliminar/bloquear’ en la cabeza que podamos utilizar. En nuestra mente, el proceso es más largo y tomará el tiempo que necesitemos para superarlo.

PSICOMAIL

Por: Adhara Ampuero Sala
Domingo 5 de Junio del 2011
http://elcomercio.pe/impresa/notas/lo-elimine-todo/20110605/769812

domingo, 29 de mayo de 2011

Secretos públicos

PSICOMAIL
Por: Adhara Ampuero Sala
Domingo 29 de Mayo del 2011

En las redes sociales la gente hace pública su vida privada. Cada día millones de personas publican fotos, dejan comentarios, actualizan sus estados. ¿Cuál es la motivación para hacerlo? ¿Por qué se disfruta al publicar algunos aspectos íntimos? Por supuesto lo que se comparte puede ser diverso, pero fuera de algunos comentarios directos y concretos que no dejan duda, hay otros que suelen atraer más nuestra atención porque son crípticos y despiertan nuestra curiosidad. Deseamos conocer los secretos de los demás y que los demás conozcan los nuestros.
Estas publicaciones tienen una característica que se repite generalmente: los contenidos que se colocan van dirigidos a uno mismo o a otra persona (o personas) que logran captar el mensaje y dejan a otros sin entender. Dichas frases podrían ser expresadas directamente pero parece ser más satisfactorio decirlas en clave solo para algunos. Se muestra así cierta satisfacción en hacer público algo privado. Esta satisfacción pasa por dar la información incompleta, con un ‘link menos’ que solo algunos pueden descifrar. El elemento faltante permite dar sentido a todo lo demás y la complicidad entre los que entienden aumenta la satisfacción. Se satisfacen entonces algunos deseos en ese espacio virtual: mirar y ser mirado, participar y hacer partícipe a otro.

lunes, 23 de mayo de 2011

MCM e imagen corporal adolescente

Los medios de comunicación masiva presentan permanentemente modelos ideales de belleza, conformando patrones estereotipados que las personas desean alcanzar. Los adolescentes son particularmente vulnerables a estos mensajes, ya que están en proceso de consolidación de su identidad personal. Para definir esta, los jóvenes se identifican con los modelos de belleza, éxito, feminidad y masculinidad que son aceptados por la sociedad. Se asocia por ejemplo, la imagen femenina delgada y del muchacho atlético con los estereotipos de la mujer y hombre triunfadores. Estos mandatos culturales influyen en las conductas de los jóvenes, que buscan encajar en la sociedad y ser aceptados. Sin embargo, debemos recordarles que lo ideal es hacer un balance entre adaptarse y preservar la individualidad.

*Publicado parcialmente en El Comercio el Lunes 23 de mayo de 2011.

domingo, 22 de mayo de 2011

Nomofobia

Hace unos años, las personas debían esperar semanas para recibir una carta de algún ser querido o una llamada a su casa desde fuera del país; hoy, una persona puede comunicarse con otra a miles de kilómetros instantáneamente y desde su teléfono móvil en cualquier lugar. Los celulares se han vuelto cada vez más necesarios y en algunos casos, una adicción. Es por ello que se ha acuñado la palabra “Nomofobia” (que viene de la abreviación “no-móvil fobia) para designar un trastorno caracterizado por la angustia y el miedo de no poder comunicarse. Estas personas deben tener encendido el celular en todo momento y se sienten inseguras y frágiles si no los llevan con ellas. Si bien no todas las personas desarrollan esta patología, para la mayoría de personas el uso del celular es imprescindible en sus vidas. Pero ¿Qué necesidades está cubriendo este “aparatito”? Para algunos puede significar seguridad, para otros, afirmación personal, estatus o la posibilidad de cercanía con otras personas. El estar “conectado” permanentemente alivia la incertidumbre de la espera: una llamada de alguien, una noticia importante, etc. Sin embargo, esto nos alerta también sobre la creciente incapacidad de posponer la satisfacción de una necesidad y la poca tolerancia a la frustración en el mundo actual.
*Publicado en el segmento Mi Hogar de El Comercio el domingo 22 de mayo de 2011. http://elcomercio.pe/impresa/notas/nomofobia/20110522/761158

lunes, 16 de mayo de 2011

Háblele sobre el embarazo

PUNTO DE VISTA

Por: Adhara Ampuero Sala - Psicóloga clínica
Lunes 16 de Mayo del 2011

La noticia de la llegada de un hermanito o hermanita será tomada de manera diferente por cada niño. Su reacción dependerá, por ejemplo, de la edad del pequeño, de si esperaba un hermanito y ya lo había pedido a sus padres, de si era hijo único hasta ese momento, entre otros factores.
Tal vez la recomendación general para hablar con su hijo de la llegada del hermanito sería hablar del embarazo en términos sencillos, pero claros. Los niños saben que pasa algo aunque no se los digan y el ocultarlo podría crearle fantasías negativas sobre ello. Háblele del tema y observe sus reacciones para tranquilizarlo si es necesario. Dele tiempo y conteste sus preguntas con naturalidad.

domingo, 15 de mayo de 2011

Las defensas del yo

Cuando nos sentimos amenazados nos defendemos. En la naturaleza algunos de estos mecanismos son sorprendentes, como el caso del pez globo que se llena de agua e infla su cuerpo a tal punto que es imposible devorarlo. Las personas en ocasiones también muestran un exterior duro, inflado, espinoso e intragable, como el pez globo para evitar que otros se acerquen y les hagan daño. Cada persona aplicará estrategias diferentes, lo que estará en relación con las experiencias de vida que ha tenido y la etapa en la cual ocurrieron. Las operaciones psicológicas para defenderse de las amenazas externas o internas son los mecanismos de defensa del Yo y  tienen el objetivo de proteger a la persona de una excesiva intensidad emocional, disminuyendo su tensión interna. Estos nos permiten mantener el balance psicológico, son diversos, actúan inconscientemente y son utilizados tanto por las personas normales como por las que presentan alguna patología. La diferencia radica, en que en el caso de los últimos, su uso es excesivo y rígido, y por lo general, no es suficiente para lograr un equilibrio psicológico. Vale la pena analizar ¿Cómo estamos reaccionando ante las tensiones diarias, cómo estamos relacionándonos con las personas a nuestro alrededor, estamos satisfechos y en equilibrio emocional con nuestra vida?
*Publicado en el segmento Mi Hogar de El Comercio el domingo 15 de mayo de 2011.

domingo, 8 de mayo de 2011

Palabras y juego: dos vías

Cuando tenemos problemas generalmente intentamos solucionarlos hablándolos con alguien cercano, pidiendo consejo o buscando un espacio terapéutico que nos permita expresar nuestras preocupaciones, temores, angustias. La expresión verbal es la vía principal por la que los adultos logran entender y resolver sus dificultades, pero los niños generalmente expresan su malestar de otras maneras, que a veces pasamos por alto, como es el caso del juego. El juego es parte imprescindible de la vida del niño. Es a través del juego que conocen el mundo y aprenden nuevas habilidades. También les permite recrear situaciones cotidianas o imposibles, desarrollar su imaginación y capacidad para simbolizar. Mediante la representación y personificación los niños elaboran aquellas situaciones difíciles que pueden enfrentar como la separación de los padres, los temores o las enfermedades. Por ello es vital brindarles el espacio para jugar, para crear personajes que puedan vivir lo que ellos están sintiendo o experimentando. Es a través de la fantasía del juego que los niños pueden resolver las dificultades, pueden ensayar una y otra vez diferentes soluciones a una determinada situación. Un niño que es capaz de jugar es un niño sano, y si logra expresar en su juego todo aquello que está viviendo en la realidad, está trabajando en su recuperación emocional.

*Publicado el domingo 08 de mayo de 2011 en el sumplemento Mi Hogar de El Comercio.

domingo, 1 de mayo de 2011

Alguien tiene que ceder

Cuando alguien está soltero tiene una mirada particular de las relaciones de pareja. Generalmente, desde fuera es posible apreciar algunas características y detalles de las parejas con cierta perspectiva y distancia. Se puede, por ejemplo, observar todo lo que implica mantener una relación: las cosas buenas y las cosas malas, el nivel de compromiso de cada uno de los miembros de la pareja, así como el grado de compatibilidad que existe entre ellos y muchos otros detalles. A menudo, el que está soltero oscila entre el “ayyy, yo también quiero estar con alguien” y el “uffff, yo no aguantaría eso”. Una oscilación similar es la que deben enfrentar las parejas cotidianamente, porque la verdad es que estar en pareja no es nada fácil. Implica una negociación permanente, un delicado equilibrio entre ceder e imponerse. Cuando uno está involucrado en una relación, se cede y se espera que el otro ceda también en retribución. Cuando esto se alterna entre los miembros de la pareja, las cosas se mantienen balanceadas en la relación. Sin embargo, cuando solamente es una persona la que cede, esta puede frustrarse y desanimarse, lo que podría llevar a desgastar el vínculo, a perder el equilibrio entre el dar y recibir. Por eso, si está en pareja es importante preguntarse: ¿cuánto estoy cediendo yo en la relación y cuánto lo está haciendo mi pareja? Si la respuesta es: solo lo hace él/ella o solo lo hago yo, tal vez es hora de calibrar la balanza.

*Publicado en el suplemento Mi Hogar de El Comercio, Domingo 01 de mayo de 2011.